miércoles, 30 de noviembre de 2016

Opinión. Sensaciones encontradas

Es de sobras sabido que la nueva película de Fernando Trueba, la Reina de España, ha fracasado en taquilla en su presentación pública.

A través de las redes, se ha montado un boicot al largometraje de marras. Hay quienes opinan, que dicho boicot ha tenido poco que ver  con  la mala acogida del público, otros sin embargo creen que ha surtido efecto.

Al respecto, tengo sensaciones encontradas. En primer lugar, soy de la opinión que de un artista, hay que juzgar su obra y no su vida privada, que no procedía el pretendido boicot.


Por otro lado, fastidia que el señorito Trueba,  no se cortara en manifestar públicamente, que no se sentía español ni cinco minutos de su vida, en la guerra de la independencia hubiera ido con los franceses, que cuando juega nuestra selección de fútbol va con los contrarios.

Este tipo,  si cobra las subvenciones de la administración. No hace falta recordar que el gobierno de turno no tiene una máquina de hacer dinero, que el vil metal lo recauda de nuestros impuestos.

Soy respetuoso con aquellos españoles de nacimiento, no  se siente como tales . Pero me joroba cantidad, que menosprecien, se burlen, insulten a aquellos que lo somos. Como si ser español fuese algo por lo que hay que avergonzarse, todo lo contrario

Así que, no he participado en el boicot, pero tampoco me quita el sueño que el apátrida de Trueba le hayan chafado el negocio.