lunes, 15 de mayo de 2017

Recuerdos. Puestos de frutas y hortalizas

Puesto ambulante de Narciso Domínguez
En esta foto subida a la página Quiero a Tesorillo, por Miguel Solís Domíguez . Podemos contemplar el puesto de Narciso Domínguez, abuelo materno de Miguel.

Según Miguel la foto puede ser de 1958 o 59. En él, podemos observar a Narciso, Jesús Sánchez Quesada y Pura hija de Narciso, que si no me equivoco, una vez casada emigró a Bélgica.

Los dos angelitos que están sentados a la izquierda el propio Miguel y Blas Gil.

La ventana corresponde al Bar Tibero, ubicado como hemos dicho en anteriores ocasiones, en la calle Real, haciendo esquina con el Callejón de la Iglesia.

El puesto de Narciso era muy popular y archiconocido en Tesorillo, pero no era el único. En lo que hoy es Plaza de Constitución, antes simplemente plaza, se ubicaban los distintos puestos ambulantes, bien debajo de los castaños, buscando la sombra, bien en la unión de la  Plaza con calle Túnel.

Narciso. Retrato de Miguel Vargas.
Aprovechando trozos de acerado de hormigón, ya que el resto era terrizo, el asfalto tardó en llegar.

Narciso era vecino de Tesorillo, pero el lugar de donde más  provenian los otros vendedores era Manilva. No podia faltar su excelente uva, así como otras frutas, cultivadas sin insecticidas ni otros productos químicos que aunque sean necesarios, les restan sabor.

El transporte, caballerías, caballos, mulos o burros, el bueno de Narciso se valía de una borriquilla.

Si a esto unimos los quioscos, los pescaderos,  y por supuesto la fuente.La plaza era un auténtico hervidero de personas y el centro neurálgico de la población.