lunes, 25 de septiembre de 2017

Deportividad no debe estar reñido con Rivalidad

La imagen puede contener: 6 personas, personas sonriendo, personas de pie y exterior
Vista parcial  de la grada del Campo del Tesorillo. Foto. Dani Cerdan 

Ayer domingo se celebró un encuentro de fútbol correspondiente la Primera Andaluza Gaditana, entre los eternos rivales el Tesorillo y el Guadiaro, en campo del primero

No vamos hablar del encuentro, para eso hay otras publicaciones más especializadas. Lo que realmente queremos destacar es el buen comportamiento que tuvieron ambas aficiones .



La rivalidad deportiva, entre esas dos poblaciones viene de lejos, no podemos precisar , como muy tarde de los años cincuenta del siglo pasado.

Una victoria ante el eterno rival, sabe a gloria. Ahora bien una derrota escuece y mucho.

Por diversas circunstancias, durante un periodo largo de tiempo, más de quince años, no se habían enfrentados en encuentros oficiales. Desde hace tres temporadas, con la actual , lo vienen haciendo en competición oficial.

En anteriores enfrentamientos, la deportividad, reinó en general, pero hubo algún que otro descerebrado  por calificarlos con benevolencia  que empañaron el buen comportamiento general de los dos pueblos.

Ayer afortunadamente  no sucedió nada de eso, es por lo que nos felicitamos. Ese es el camino a seguir. No dicen que somos seres racionales, pues ejerzamos de ello.

Es de imbéciles, pelear y recurrir a la violencia, al insulto, por un partido de fútbol y encima de regional. Como diría el castizo. " ¿ Te van a quitar de trabajar? 

Enhorabuena a las dos aficiones