jueves, 3 de noviembre de 2016

Los Triunfitos, han vuelto a triunfar


Durante tres domingos, Televisión  Española, ha emitido sendos  programas, en los cuales  ha unido quince años después a los concursantes de la primera Operación Triunfo. Como colofón el concierto del lunes con un palacio San Jordi a rebosar, tres lustros después la convocatoria de masas, se mantenía intacta.


Debo confesarles, que los primeros programas de hace quince años no comencé a verlos. Luego por influencia de mi hija una adolescente por aquel entonces, comencé a seguirlos, no me arrugo para nada  decir que acabé enganchado.

Es más con mi hija, tuve mis diferencias, ella era claramente de Bisbal, yo acérrimo  a Rosa. La noche de la final, cuando se proclamaron los vencedores, fue más o menos cuando en una familia donde  seguidores de los dos equipos,  ven juntos un Sevilla Betis.

El refranero español es muy sabio, sentencia en uno de ellos, "Quién da primero da dos veces". Simplemente es lo que ha ocurrido con la primera edición de OT.

No hace falta recordar, lo que supuso aquella experiencia televisiva, fenómeno de masas. Miles y miles de fans. Capaz de llenar el Bernabeu, a modo de Rolling Stones.

Es cierto que quien más éxito ha conseguido ha sido Bisbal, que Chenoa , Bustamante y Rosa, se mantienen en el candelero. El resto han seguido sus carreras, pasando mucho mas desapercibidos.

Pero no es menos cierto que esos jovencitos, como ellos mismos han reconocido, se hicieron millonarios. Que todos tienen sus vidas solucionadas gracias a OT.

No es solo el pasado, es que quince años más tarde han vuelto a triunfar. Masivo seguimiento de los programas a través de la pequeña pantalla. Concierto a tope, unas quince mil personas, gente aguardando días para una buena entrada. Entrevistas en otras cadenas, portadas de revistas, reportajes en diarios de información general, el fenómeno resurgió de nuevo.

La supuesta cobra de Bisbal a Chenoa, ha transcendido más que la dimisión de Pedro Sánchez o el nuevo gobierno de Rajoy.

Nos guste o no ,  no queda otra que aceptar, que los primeros triunfitos,triunfaron y triunfarán